Uncategorized

Amada Rosa Pérez habla de su dolor tras haber abortado tres veces: “Lo hice por miedo a mi pareja”

Amada Rosa Pérez

Convertirse en madre es un sueño para muchas mujeres. Incluso, cuando los embarazos no son planeados, la llegada de un nuevo miembro a nuestro hogar nos llena de felicidad. Esto es algo que nunca pudo vivir Amada Rosa Pérez, quien decidió interrumpir su embarazo en varias oportunidades y hoy se arrepiente de haber tomado una decisión muy drástica.

Amada Rosa Pérez, se retiró del mundo del modelaje y de la actuación para iniciar un encuentro espiritual. Esto la llevó a replantearse su rol como mujer y como madre sobre todo luego de haber abortado tres veces.

“No conozco a la primera mujer que haya abortado y no haya vivido ese infierno. Pero conozco a muchas mamás que han tenido a sus hijos y son su mayor bendición y su felicidad.”

La famosa actriz y modelo colombiana, recuerda que vivió muchos momentos de angustia y soledad. Además, confesó que no fue al 100% su decisión la de abortar, sino que tuvo que hacerlo debido a las presiones de su pareja. Con el objetivo de concientizar a las demás mujeres sobre esta terrible decisión, dedica gran parte de su tiempo en difundir su historia.

Con solo 15 años, Amada dejó Corozal (Sucre), su pequeño pueblo en el caribe colombiano para ir detrás de su sueño. Tres años más tarde, la invitaron a modelar debido a su gran parecido con una modelo europea.

Gracias a su belleza, rápidamente se abrió paso en el mundo del modelaje y triunfó en las pasarelas. De hecho, llego a ser la imagen de varias marcas importantes y una aclamada actriz de las telenovelas colombianas. Sin embargo, el estrés de mantener un cuerpo perfecto llegó muy lejos.

“Me importaban las cosas materiales y no disfrutaba de la vida y las cosas sencillas. (…) Aunque en el fondo, guardaba la esencia que mis papás, cuando estaba pequeña, me inculcaron: los buenos valores y los principios.”

A pesar de tener una carrera exitosa, Amada Pérez confesó que sentía que algo le faltaba, algo que jamás iba a encontrar en este mundo. Según sus propias palabras, “tenía todo y no tenía nada, estaba llena, pero llena de vacíos.”

En el medio de tantos éxitos quedó embarazada tres veces, aunque ninguno de ellos fue planeado y ella no era partidaria del aborto. No obstante, en una entrevista a Aleteia explicó por qué tomo una decisión tan drástica.

“Cometí aborto por miedo, porque estuve presionada por la pareja y creí en lo que me decían. Que lo más importante eran mis sueños y mi éxito profesional.”

Como era de esperarse, la culpa comenzó a invadir su consciencia, generándole ansiedad, una depresión profunda y vacío emocional muy grande. Además, no podía conciliar el sueño y se sentía terrible por aquello que hizo.

“Quienes han abortado y se muestran tranquilas son solo apariencias, porque yo lo viví. Yo salía en las entrevistas sonriendo y por dentro mi corazón estaba destrozado. (…) Sufría por la fijación de recuerdos relacionados con el aborto. Tal vez, una de las más comunes consecuencias es la pérdida de la ternura, nuestro corazón de mujer se vuelve más duro.”

Amada Pérez confesó también que ha tenido pensamientos suicidas y se sentía indigna de continuar viviendo luego de haber “matado a su hijo”. Cuando tuvo un problema de salud producto de una malformación genética, comenzó a refugiarse en Dios y en la oración. Todo comenzó cuando recordó haber sentido mucha paz en una iglesia en Egipto.

A los 33 años, siendo aún muy joven, se retiró del modelaje y de la actuación para enfocarse en su vida personal. Ahora está casada y disfruta de su pequeño hijo de 5 años. Sin embargo, no dejó de ser una figura pública al 100%, dado que actualmente comparte su historia de vida con otras mujeres y es muy activa en sus redes sociales.

Comments (2)

  1. Eres muy valiente al publicarlo y compartirlo de esa manera, siempre en el corazón de una mujer aparecerá ese deseo de convertirse en madre. Felicitaciones por lograrlo y esperemos a más mujeres valientes que defiendan ese derecho a la maternidad y menos salvajes esperando la oportunidad de atacar a las mujeres que están embarazadas.

  2. La verdad te hará libre. Teabrazo en el alma por ser tan valiente y ahora amar a tu hijo. El hijo que pierdes nunca en tu vida lo recuperas, lastima que te dejaste engañar, pero Dios está contigo. Abrazos!

Comment here