Consejos

Cómo disciplinar de forma positiva. Cómo poner límites a los niños con respeto

límites a los niños

Criar a un niño no es una tarea fácil, las frustraciones, el cansancio y en muchas ocasiones el enojo nos puede hacer tomar malas decisiones.

Es fundamental que aprendas a poner límites de forma positiva, a disciplinar de forma correcta con respeto y es por eso que te comentaremos a continuación lo que deberías tener en cuenta a la hora de hacerlo.

Cómo poner límites a los niños con respeto

Lograr que el niño sea parte de los límites. Lo ideal y que la mayoría de los padres no hace es escuchar la opinión de los niños a hora de establecer los límites. Esto es fundamental porque logras que tu pequeño se sienta respetado, escuchado y querido.

Evidentemente aquí tienes que encontrar un equilibrio. Algunos límites no serán negociables mientras que debes intentar mantener la coherencia de los mismos.

No ser sobreprotectores. Es fundamental no ser sobreprotectores con el pequeño. El niño debe vivir ciertas decepciones en la vida y aprender a lidiar con las frustraciones.

Pero es necesario no ser quien se las genere por lo menos de forma directa. Por eso es importante ser amables, pero tampoco ser permisivos.

Ser justos. Los límites o reglas no deberían ser humillantes para los niños ni tampoco para los adultos.

La idea es que el pequeño pueda aprender un poco de autocontrol y que sea consciente de que siempre existirán reglas a seguir este en donde este. Para que de esta forma se pueda lograr ser respetuosos con todos.

Respeto mutuo. Hablando de respeto, es justamente esto tan importante a la hora de criar a un niño. Es fundamental no caer en extremos. No debemos ser autoritarios, pero tampoco permisivos.

Nosotros somos los adultos y tenemos que tener las cosas lo más claras posibles. Los límites y reglas deben ser basados en el respeto mutuo y empatía.

Reflexión. Es complicado lograrlo no lo negamos. Pero es fundamental que el pequeño pueda reflexionar sobre su conducta y aprender algo de todo lo sucedido.

Por lo tanto, para lograr que el niño sea respetuoso y entienda que existen consecuencias de lo que hace. Es fundamental que cuando le llames la atención lo hagas al ver que rompió una regla o algún límite.

Reparar lo que hizo. Lo primero que debes hacer es intentar que el niño entienda que lo que hizo está mal y que incluso logre ponerse en el lugar del otro, como si se lo hubieran hecho a él.

Pero, además lograr que el pequeño intente solucionar lo que hizo de la mejor manera posible de acuerdo a sus limitaciones.

También te puede interesar:

Comment here