ConsejosNiños

Consejos para lograr que tu hijo se duerma

duerma

Una de las cosas más complicadas a la que vas a tener que enfrentarte. Es al momento de acostumbrar a tu pequeño a dormir solo.

No es una tarea sencilla, pero créeme que con un poco de paciencia y siguiendo estos consejos, al poco tiempo no tendrás ninguna clase de problema para que tu pequeño se duerma solo.

Cómo lograr que mi hijo se duerma

  1. Es importante que se acostumbre a dormir solo. Sin embargo, tampoco podemos apagar todo y cerrar la puerta de su habitación. Aquí es una buena idea dejar una pequeña luz que no sea demasiado fuerte para que tenga algo de iluminación y la puerta abierta o entreabierta.
  2. Nunca le des productos con cafeína durante la tarde y menos en la cena. El problema con esta clase de productos como las bebidas de cola o chocolate es que quitan el sueño. Incluso logran que uno se encuentre algo somnoliento pero que no pueda conciliar el sueño.
  3. Evita los alimentos como el queso, espinacas, atún por lo menos durante la cena ya que estos tienen histamina los cuales se podría decir en cierta forma que vuelven loco al sistema nervioso.
  4. La digestión es importante, así que es fundamental que pase un tiempo entre la cena y la hora de ir a la cama. Momento ideal para hablar un poco con tu pequeño o realizar alguna clase de actividad que sea lo más tranquila posible.
  5. Justamente siguiendo esa línea, es fundamental hacer algo tranquilo, algo que lo relaje y le baje más sueño. Puede ser jugar juntos con bloques, dibujar un poco, pintar, etc.
  6. Los lácteos tienen triptófano, este es un aminoácido que logra que nuestro cerebro segregue serotonina, el cual logra relajar nuestro organismo. Por eso muchas personas toman un vaso de leche antes de irse a dormir. Es bueno para los niños después de cenar para conciliar mejor el sueño.
  7. Contarle un cuento es una buena idea, el pequeño se quedará quieto escuchando atentamente y esto lo relajará. Además, es un momento de gran calidad que comparte con sus padres y que queda en su recuerdo para siempre.

Es fundamental que tu hijo duerma unas diez horas diarias para poder funcionar y desarrollarse con normalidad.

Todos sabemos lo que la falta de sueño puede causar en una persona. Así que un correcto descanso es más que necesario para que al próximo día tu hijo se levante de buen humor y con buenas energías.

Comment here