Uncategorized

Hombre abandona a su familia. La carta de la madre soltera que se hizo viral

madre

Cada día es más frecuente que veamos a madres solteras cumpliendo los roles de madre y padre de una familia. Ya sea porque hayan decidido hacerlo o no, las acciones que ejercen son cada vez más grandes y sin prejuicios. Es por ello que hoy vamos a compartir esta nota que se hizo viral en las redes sociales.

Por otro lado, también es cada vez más común ver a mujeres ocupando puestos de poder que antes estaban reservado solo para los hombres, verlas practicar algún deporte que antes era impensado para ellas. Incluso, hay algunas situaciones en donde los roles se han invertido, siendo la mujer la que sale a trabajar, mientras su esposo se encarga de las tareas domésticas y del cuidado de los hijos.

Esta vez, una madre soltera decidió dejarle un mensaje al padre ausente de su hijo. Corto y conciso, dejó en claro que su partida fue lo mejor que le ha pasado en su vida. “Tuve miedo y pensé que no iba a poder, pero… ¡¡¡Gracias por abandonarnos!!!”

La madre, comenzó contando un poco sobre la relación que tuvo con el padre de su hijo. Al principio todo parecía perfecto, hasta que decidió abandonarlos. En ese momento no tuvo más remedio secarse las lágrimas por su partida y armarse de valor. Tenía que ser lo suficientemente fuerte si quería darle lo mejor a su hijo.

La carta de una madre soltera a su ex pareja

Hacíamos una pareja perfecta, y fruto de nuestro amor te de la gran noticia. Ese día descubriste que serías padre y me dijiste que con eso cambiaríamos nuestro futuro.

Por supuesto que te tomaste la noticia como era esperado. Se te iluminó la mirada, el amor se reflejaba en tu rostro. Pero había algo que no dejaba de rondar mi cabeza, y hoy sé que era miedo.

Con el tiempo, esa felicidad que demostrabas fue cambiando. Fue apareciendo el desinterés y poco a poco fuiste abandonándome. Te fuiste alejando y encaminando en otra dirección, hasta simplemente irte y desaparecer.

No puedo negar que en algún momento supe que esto iba a pasar, pero en esa etapa traté de convencerme de que no, pero con tus actitudes poco a poco me di cuenta de que ese era un destino inevitable.

Tuve miedo, estaba sola, pero con la compañía de mi hijo que veía a través de las ecografías y las revisiones. Pude presenciar y ser la protagonista se sus primeras pataditas, las cuales me hacían sentir cada vez más entera y a partir de ahí, nunca más me volví a sentir sola. ¡Tú te lo perdiste!

Seguí adelante, mi vientre fue creciendo y con él mi energía y poder para este nuevo camino. Así llego el gran día, fue un bebé saludable y enérgico, con enormes ganas de vivir. Su mirada fue hermosa ¡Tú te lo perdiste! Hoy ya es un niño muy inteligente que entiende muchas cosas, entre ellas, el saber que no tiene a un padre a su lado que lo acompañe. Pero no te preocupes, le he hablado de ti. Él sabe quién eres, y hasta sabe que no pudiste enfrentarte a su llegada. No está en mi hablar mal del que se perdió todo este mundo maravilloso.

Hoy solo tengo que darte las gracias, por supuesto, gracias por haberte ido, porque eso hizo que la unión que tengo con nuestro hijo sea inquebrantable. Gracias por no haber estado, porque gracias a ello, yo estuve más presente que nadie más, y eso reforzó nuestros lazos de amor. Gracias por no estar, porque me siento más acompañada que nadie.

Y este es el sencillo motivo de mi carta: GRACIAS por abandonarnos.

Yo me despido nuevamente agradeciéndote lo que me enseñaste y lo que me diste sin imaginarme. Espero que en algún momento la vida te dé, aunque sea un poco de lo que yo pude conseguir. Ojalá la vida te colme de este amor que sin dudas no conoces y que no se compara con nada. Suerte en tu camino y gracias por mostrarme el mío.

Comment here