Uncategorized

La dislalia: Qué es, cómo y cuándo se debe tratar

dislalia

Mami, seguro que te preguntas qué es la dislalia, pues yo en su momento también me lo pregunte y es que hay muchas cosas que no se al igual que muchas mujeres en el mundo. Y es que hay que tener en cuenta que la mayoría de las cosas se aprenden en el camino, se aprenden porque pasan o porque nos informamos.

 

A mi la verdad me gusta mucho informarme y es por ese motivo que quiero comentar que es la dislalia porque en es normal que muchos niños lo sufren solo que en ocasiones es normal no darse cuenta que se trata de un trastorno. A continuación, podrás ver qué es, cómo y cuándo se debe tratar la dislalia.

 

Qué es la dislalia

La dislalia es un trastorno en el habla de los niños, este lo que hace es que los niños omitan o alteren ciertos sonidos. Sería un error en la articulación específica para determinados sonidos consonantes. Esta clase de dificultades son normales en niños de hasta 4 años, esto es importante saberlo porque si se lo deja pasar esto será mucho más difícil de corregir.

 

Hay varios tipos de dislalias

Las orgánicas:

  1. Disartrias: Serían trastornos motivos por daños en el sistema nervioso, se caracterizan por la pérdida del control motor lo que lleva a provocar trastornos del habla.
  2. Disglosias: Es de origen neurológico, sin lesiones físicas o malformaciones de órganos articulatorios.
  3. Dislalias audiógenas: Ya en este caso la causa del problema seria una deficiencia auditiva como que el pequeño no escucha bien.

 

Luego por otro lado están:

  1. Dislalias evolutivas o fisiológicas: Incapacidad para una correcta pronunciación de sonidos, las cuales derivan de una madurez cerebral insuficiente o inadecuado desarrollo del aparato fonoarticulador.
  2. Dislalia funcional: Es la más frecuente, la alteración se debería al mal funcionamiento de los órganos articulatorios como la boca, lengua, paladar, etc.

 

Causas de la dislalia funcional

La dislalia funciona como te dije es la más frecuente, los motivos pueden ser varios y lo cierto es que pueden aparecer de manera individual o combinados. Uno de los factores más importante puede ser ciertos problemas de motricidad fina, es cuando los sonidos exigen un mayor control de la lengua y demás órganos articulatorios.

 

Otra causa puede ser los fallos en la discriminación auditiva, quiere decir que el niño no tiene problemas para oír, pero sí para reproducirlos e identificarlos. También puede deberse a traumas emociones, la falta de cariño, incluso la sobreprotección.

 

En el caso de que notes que tu pequeño tiene dislalia lo que debes hacer es recordar que hasta los 4 años no ha terminado de desarrollarse correctamente, pero si es necesario el pequeño tendrá que empezar un tratamiento logopédico lo más rápido posible.

Comment here