Uncategorized

“Madre es una madre”. Mujer que cargaba a su hija en sus hombros durante la lluvia se gana el corazón de todos en las redes

Aunque la maternidad es todo un desafío y representa una tarea agotadora, muchas mujeres se sienten felices de ser madre. Sí, lo sabemos, cuidar a un hijo no es tan sencillo como parece, pues requiere de un gran compromiso y responsabilidad desde el momento que están en el vientre hasta que son adultos independientes y autosuficientes.

Sin embargo, que tus hijos hayan crecido e independizado, no significa que hay que dejar de amarlos o de ayudarlos cuando nos necesitan. Sin embargo, durante la infancia es cuando más necesitan a sus mamás y ellas son capaces de hacer todo lo necesario con tal de que estén seguros y felices.

A diario podemos encontrarnos con miles de ejemplos de amor maternal, ya sea en la vida cotidiana o en las redes sociales. Y pueden ser gestos de todo tipo, aunque la mayoría de las veces está en los pequeños detalles.

Un claro ejemplo de ello es el de una madre que fue vista cargando a su hija en sus hombros durante una fuerte lluvia. El usuario @gulzar_sahab quiso compartir lo ocurrido en sus redes sociales, por lo que decidió grabar el momento.

“Una madre es una madre después de todo”, dijo en la publicación que acompañó con el video. En el clip, se puede ver una lluvia torrencial en lo que parece ser una zona rural. Luego, aparece en escena una mujer cargando a su hija en sus hombros mientras sostenía con una mano un paraguas para que la niña no se mojara y evitar que se enfermara. Mientras tanto, la madre caminaba descalza por el lodo y los charcos.

A pesar del gran esfuerzo que suponía caminar con su hija en sus hombros, la mujer se veía sonriente al igual que la niña, disfrutando del momento juntas. En las redes, la publicación se ha vuelto viral, acumulando los 116 mil reproducciones y comentarios felicitando a esta madre.

“Madre, la palabra más hermosa de nuestro diccionario”; “Hermoso momento”; Personificación del amor”; escribieron algunos.

Al parecer, a esta madre no le importó si se resfriaba o si se llenaba de barro. Para ella, lo más importante era que su hija estuviera segura.

Comment here