Uncategorized

Mamá de Salvador Ramos sale a defenderlo: “No lo juzguen por lo que hizo, él tuvo sus motivos”

Salvador Ramos

Desde hace algunos días, las noticias sobre el tiroteo en la escuela primaria de Texas no paran de aparecer. Recientemente, la madre del joven que perpetró la institución, salió su defensa y pidió que no se juzgue a su hijo por su accionar dado que tuvo motivos para hacerlo.

“El problema es que mucha gente presta atención a las redes sociales. Mi hijo era bien calladito, bien callado. Él no molestaba a nadie, él no le hacía nada a nadie.”

Greg Aboot, gobernador de Texas, aseguró que alguien que es capaz de cometer semejante atrocidad con niños y dispararle a su propia abuela tiene “maldad en el corazón”. Adriana Martínez Reyes, se ha pronunciado en nombre de su hijo Salvador Ramos, el joven de 18 años autor del tiroteo en la escuela Robb de Uvalde, Texas y aseguró que él “no era un monstruo”.

A través de una entrevista con el ABC News habló sobre la atrocidad que ha cometido su hijo. También aprovechó la oportunidad para ofrecer sus disculpas y el pésame a las familias de las víctimas.

“No tengo palabras, no tengo palabras para decir, porque no sé lo que estaba pensando, él tenía sus razones para hacer lo que hizo y por favor, no lo juzguen yo no’ más quiero… a los niños inocentes que se mur1er0n, perdóname. ¿Qué les dices a los familiares de ellos? Perdónenme, perdonen a mi hijo, yo sé, él tiene sus razones. ¿Qué razones pudo haber tenido? A que se acercaran más a sus niños en vez de poner atención a las cosas otras cosas malas, yo no tengo palabras, no sé.”

Cabe mencionar que Salvador Ramos vivía con sus abuelos y según los informes, no tenía una buena relación con su madre. De acuerdo a los testimonios de amigos del joven, la mujer tenía serios problemas de adicción, por lo que peleaban constantemente.

“A veces me sentía intranquila, como pensando ¿en qué andas?, él podía ser agresivo cuando se enojaba mucho.”

El abuelo del joven también dio una declaración al respecto y dijo que no tenían mucha comunicación ni hablaban demasiado. Sin embargo, aseguró que si hubiera sabido lo que su nieto estaba planeando lo habría reportado a las autoridades para evitar una tragedia, aunque, lamentablemente, esto no fue lo sucedió.

En cambio, su abuela vio que su nieto quería salir armado de su casa, por lo que intentó detenerlo. Él joven se rehusaba a escuchar a la mujer, por lo que ella llamó a la policía. Cuando lo hizo, Salvador le disparó y partió rumbo a la escuela para terminar con sus planes.

Recordemos que el atentado en la escuela primaria Roob dejó un saldo de 21 víctimas fatales, de las cuales 19 eran niños de entre 7 y 10 años y 2 maestras. Además, 17 personas resultaron con heridas de diferente grado. Sin lugar a dudas, esto es un reflejo de la falta de regulaciones que existen a la hora de adquirir cualquier tipo de arma.

En los días previos al atentado, Salvador había adquirido su primer rifle automático apenas cumplió sus 18 años. Luego compró más municiones y otra arma, todo con una tarjeta de crédito.

Comment here