ConsejosNiños

“Mi hijo no quiere hacer los deberes escolares”. Qué hacer?

deberes

No es una tarea demasiado fácil que digamos lograr que nuestros hijos hagan los deberes, las primeras veces cuesta bastante y requiere un gran nivel de paciencia, especialmente si ellos deciden que cualquier cosa es ideal para distraerse y perder más tiempo, ponen a prueba hasta a la madre o padre con más paciencia del mundo.

 

Pero no te preocupes, en mi caso personal me pasó que mi hijo no quiere hacer los deberes escolares y lo pude solucionar con mucha paciencia y siguiendo estos consejos.

 

Mi hijo no quiere hacer los deberes de la escuela

Pregunta. Quizás no es en lo primero que piensas, pero es posible que exista alguna clase de problema por el cual no quiera hacer los deberes. Puede ser que se encuentre cansado, que tenga mucho sueño, no le guste en donde están realizando las tareas o que incluso tenga algún problema en la misma escuela.

 

No castigar. Si castigas al niño este automáticamente comienza a asociar los castigos con los deberes, lo que sin dudas puede terminar empeorando las cosas y haciendo que tu tarea sea más complicada.

 

Una rutina. Mezcla los deberes que generalmente es algo aburrido, con cosas entretenidas como, por ejemplo: primero unos dibujos, luego los deberes, descanso para merendar, deberes nuevamente y luego a jugar. De esta forma él sabrá que tiene que realizar los deberes y al principio costará, pero una vez tenga esa rutina metida en su vida, será automático.

 

Sin apuros. Los niños aprenden a un ritmo muy diferente al de un adulto, no pretendas que sea igual de rápido que tú para entender un problema e intentar solucionarlo. Tampoco le metas prisas porque complicas más la situación y el pequeño se estresa.

 

Paciencia. La paciencia se vuelve fundamental en esta etapa y es que le va a costar un poco ir aprendiendo, con el paso de los años se vuelve más fácil. Cuando estén un poco tensa las cosas, lo ideal sería que relajen un poco haciendo alguna otra actividad por unos 20-30 minutos, aunque sea.

 

No hagas sus deberes. Muchos padres caen en esto, en explicarle levemente a sus hijos como es la solución y hacen los deberes por ellos, a veces ni siquiera explican nada. La idea es que tu hijo aprenda porque si no le va a ir demasiado mal.

 

No exijas. No tienes que exigirle demasiado a tu hijo, mientras lo entienda y a su ritmo lo pueda hacer, por ahora es más que suficiente. Recuerda que es un niño y no un adulto, por lo que evidentemente algo que a una le puede costar poco tiempo, quizás a él le cuesta mucho más.

 

Comment here