BebéConsejos

Por qué los bebés no deben usar almohada?

almohada

Este es un tema que se ha estado debatiendo hace bastante tiempo y es que como siempre están los dos bandos. Sin embargo, dejando de lado lo que puede creer cada uno con respecto hay varios estudios que comprueban porque los bebés no tienen que usar almohadas.

 

Los pequeños no tienen que usar almohada porque la constitución de su cuerpo no es igual a la de los adultos, a pesar de que a simple vista lo parezca. Debes saber que no nacen fuertes como para caminar, alimentarse, sobrevivir por sí solos. Ellos necesitan nuestra protección y cuidados hasta que aprendan a hacer las cosas por su cuenta.

 

La almohada en la cuna es un peligro

Por más que suene increíble, la almohada en la cuna del bebé llega a ser un peligro latente, es uno de esos elementos que pueden llegar a lastimarlo. Muchas madres y yo en su momento, consideran que los bebés están protegidos a darse golpes con las barandas de la cuna si están rodeados de almohadas.

 

Hay que tener en cuenta que los bebé, son débiles y sus movimientos son escasos, lentos y suaves. Por lo tanto, no tienen la fortaleza necesaria como para girar por el colchón solos y agarrar cosas.

Debido a ello es que es tan peligroso que haya almohadas, porque una puede caerse encima y eso lo dejaría sin aire y de no ser por el llanto, no tendría otra forma de evitar la asfixia.

 

Si el bebé es más grande el peligro obviamente es menor porque es capaz de tomar la almohada, sostenerla y hacer varias piruetas. De cualquier forma, el riesgo sigue existiendo por lo tanto siempre es mejor prevenir.

 

Los bebés no tienen que usar almohada

Cuando acuestes a tu bebé, la cuna tiene que estar vacía, no tiene que haber elementos que pongan en riesgo su vida, principalmente si estará solo.

No te digo que lo prives de ellos, pero mi consejo es que si vas a distraerlo con esos objetos tienes que mantenerte a su lado para que no ocurra nada malo.

 

Cuándo puede comenzar a usar almohada

En el caso de que notes que a tu pequeño le gusta apoyar su cabecita sobre ella para dormir, entonces permíteselo. Pero sería lo mejor cuando sea capaz de agarrarla, de tirarla por sí solo. Puede ser que la mejor edad sea a partir de los 3 años, pero bueno, siempre tienes que tener en cuenta cómo avanza él y lo que tu pienses.

 

En el caso de que quieras comprar una almohada te recomiendo que compres una que sea de esponja, no de otro material. Esto porque la esponja no acumula polvo y se puede lavar con facilidad. Y por último, cambia la funda con frecuencia para que siempre esté limpia y no le provoque alergias.

Comment here