Maternidad

Primer año como mamá: el más difícil

Primer año

Cuando estas embarazada comienzas a prepararte para recibir al pequeño. Desde comprar todo lo necesario como ropa, muebles, alimentos, etc.

Hasta leer libros y consejos de todas partes, pero en realidad por más informada que estés, las cosas sobre la marcha son bastante diferentes. Digamos que, en este caso, la práctica es muy diferente a la teoría y mucho más complicada.

 

El primer año es el más difícil, no te preocupes, cuando pase las cosas van a ir mejorando poco a poco.

 

Porque es tan difícil el primer año como mamá

Cansancio. El primer año es complicado porque no solo tienes que cuidar a tu pequeño todo el tiempo, sino que tienes que intentar llevar tu vida delante de la mejor forma posible.

Los horarios para dormir ya no existen, la noche y el día son lo mismo, a duras penas llegaras cada tanto a dormir dos horas y poco más que eso. Así que vivirás con sueño y al estar tan cansada y saturada, es normal que te sientas estresada entre otras cosas.

 

Cambios. El bebé va creciendo y cambiando, por ende, en muchas ocasiones crees que sabe lo que quiere o necesita, que ya lo estás entendiendo y de repente, cambia y te deja mal parada. Los horarios como dije arriba, ya no son fijos, nada es fijo.

 

Atención. Todo el tiempo el bebé va a necesitar de tu atención, justo cuando crees que no, que puede hasta dormir un rato tranquilo, esos minutos que tenías en teoría de libertad, se convierten en segundos. Vas a tener que estar casi todo el tiempo atenta a tu bebé.

 

Los consejos. Como siempre muchos de los consejos que recibimos en nuestra vida vienen de arriba, uno nunca los pide, pero a la gente le gusta hablar por hablar. Intenta escuchar, pero tampoco le hagas demasiado caso, cada familia es un mundo completamente diferente y cada bebé también lo es, lo que le funciona a otro no tiene por qué funcionarte a ti, aprende sobre la marcha como muchas y da tu mejor esfuerzo para que todo salga bien.

 

La pareja. Es posiblemente una de las cosas más difíciles que van a tener que pasar como pareja y es que durante este periodo, la mamá está todo el tiempo cansada y apenas tiene un tiempo, quiere descansar, no piensa en otra cosa.

Por ende, no puede tener mucho tiempo para la pareja lo que puede afectar de manera muy negativa a la misma, lo ideal es que tu pareja intente ayudarte en lo máximo posible para quitarte algo de carga y puedan dedicarse, aunque sea un rato a ustedes.

Comment here