Uncategorized

Shakira y Piqué se reencontraron para apoyar a su hijo en un partido de béisbol. Fue un momento incómodo para ambos

Hace unos días, Shakira habló sobre su separación con el padre de sus hijos y explicó que no fue nada sencillo en una entrevista con la revista Elle. Según las propias palabras de la cantante colombiana, fueron los “momentos más oscuros” que ha tenido que atravesar. De hecho, aseguró que hubo días en los que no quería levantarse de su cama. Por suerte, encontró la fuerza para lograr salir adelante en sus pequeños Sasha y Milán.

Por su parte, Piqué ya ha logrado pasar de página y buscar consuelo en los brazos de otra mujer, dejando a Shakira en el pasado. Es por ello que la ex pareja ya no se puede ni mirar a la cara cuando tienen que hacer cosas juntos por sus hijos, como reunirse con sus abogados o asistir a los eventos de los pequeños, como todos los padres lo hacen.

Recientemente, Shakira y Piqué tuvieron que reencontrarse nuevamente para ir a ver a su hijo Milán a un partido de béisbol, por lo que fue algo incomodo para ambos. En las imágenes difundidas por el medio de comunicación TMZ y por el Daily Mail, se puede ver cómo ambos fueron a apoyar y acompañar al niño de 9 años, aunque no cruzaron palabras ni miradas.

En cambio, se mantuvieron separados, como si no se conocieran durante el partido de su hijo. Incluso, hubo un momento en el que estuvieron a centímetros de distancia, pero prefirieron simplemente ignorarse. Hasta se ha llegado a rumorear que Shakira le enviaba mensajes a Piqué a través de su vestimenta.

El defensa del Barcelona, prefirió ignorar a la madre de sus hijos y decidió enfocarse en pasar tiempo con ellos. Ni siquiera se tomaron un minuto para saludarse o intentar conversar con quien antes era su pareja. Es que las cosas no parecen estar tranquilas, sobre todo ahora que ambos están batallando por tener la custodia legal de los menores.

Como bien se sabe, Piqué quiere que sus hijos sigan viviendo en Barcelona, lugar donde nacieron y donde él ha iniciado un nuevo romance con la joven estudiante Clara Chía, de 23 años. Mientras tanto, la cantante colombiana ya no quiere vivir en España y está haciendo todo lo posible por mudarse con los niños a su mansión en Miami, Estados Unidos.

Sin embargo, el futbolista se ha negado a aceptar el trato, obligando a su ex pareja a que siga viviendo en España si quiere quedarse al lado de sus hijos. Por su parte, Shakira tiene nada que pruebe que él es un mal padre, por lo que tampoco puede elevar una corte al juez para que tenga en cuenta su pedido.

Comment here