Uncategorized

“Todo el trabajo duro se desperdicia”. Padre llora porque su hijo reprobó matemáticas luego de darle clases

Los padres siempre querrán lo mejor para sus hijos y es por ello que hacen un gran esfuerzo por brindarles todo lo que esté a su alcance. A lo largo de la crianza, le enseñan a ser educados, tener buenos valores y todo lo necesario para que sean personas de bien, que tengan éxito en su vida como adultos y una vida prospera.

De esta manera, muchos padres incentivan a sus hijos a que tengan buenos hábitos de estudio para que tengan buenas calificaciones y hacen un gran esfuerzo para que puedan acceder a las mejores instituciones. Sin embargo, la tarea no es nada sencilla, porque hay veces en las que les cuesta comprender algunos conceptos y necesitan un mayor apoyo.

En estos casos, hay padres que optan por profesores particulares o se las dan ellos mismos, aunque no siempre es la solución definitiva. Esto es lo que le sucedió a un padre de Zhengzhou, China y el hombre terminó llorando al ver que el progreso con su hijo no resultó como esperaba.

El hombre le había dado clases de matemáticas por un año a su hijo para que mejorara sus calificaciones en esta asignatura. Sin embargo, al ver que su pequeño no había obtenido las mejores notas, no pudo evitar sentirse frustrado.

A través de un video que compartió el medio chino Qilu Evening News publicado en Weibo, el padre no pudo contener las lágrimas al ver que su hijo solo obtuvo 6 puntos de 100 en el examen final. En el pasado, sus puntajes oscilaban entre los 40 y los 50 puntos. Además, en otras ocasiones, también había alcanzado los 80 y los 90 puntos según ET Today.

“Es realmente un poco triste. Pase lo que pase, todo el trabajo duro se desperdicia, déjalo valerse por si mismo.”

Esto hizo que el padre sintiera que todo su esfuerzo y dedicación fueran en vano. El hombre se quedaba despierto hasta muy tarde con su hijo para poder darle clases de matemáticas, según contó en Qilu Evenin News.

Por otro lado, la madre el niño se lo tomó un poco más a la ligera. De hecho, ella misma fue la que grabó al hombre y no pudo evitar reírse mientras lo hacía. Lo más probable es que ahora los padres busquen una mejor forma de enseñarle matemáticas a su hijo.

Comment here